El trabajo en una UCI de coronavirus

Los ingresos de pacientes en las UCI registran su mínimo desde la declaración del estado de alarma. Atrás quedan los días de angustia e impotencia donde todos los esfuerzos parecían insuficientes. Isabel Pedrosa nos cuenta cómo fueron los peores días de la pandemia trabajando en la UCI.

Su trabajo cambió en muy pocos días y tuvo que adaptarse a una situación inesperada, para la que no estaba preparada, ni ella ni nadie. Isabel Pedrosa es enfermera en el Hospital Fundación Jiménez Díaz y ha luchado en primera línea contra COVID-19, tratando a los pacientes más graves, los que ingresaban en la UCI.

Su nivel de exposición al virus es máximo, lo que requiere un estricto protocolo de colocación y retirada del EPI. Los elementos de protección son indispensables, pero 7 horas con el equipo pasan factura y dificultan aún más el trabajo.

Isabel asegura que durante el pico de la pandemia no podía descansar ni para ir al baño y procuraba no beber agua para poder aguantar. Las primeras semanas fueron agotadoras tanto para Isabel como para el resto de personal de enfermería, que se ha enfrentado a jornadas interminables trabajando bajo presión y en condiciones muy duras, que le afectaban física y emocionalmente.

La ocupación de las UCI

Los datos de Sanidad de 2018 indican que en España hay 4.267 camas de UCI en hospitales públicos y privados, aunque durante la epidemia el número total de camas se ha llegado a triplicar en algunas comunidades. Madrid ha sido una de las que ha sufrido más presión en las UCI. La falta de personal y de recursos ha sido otro reto más a superar por el personal de enfermería.

El 15% de los pacientes con infección por coronavirus presenta cuadros graves y deben ser atendidos en UCI. En su mayoría son neumonías en las que el paciente necesita respiración mecánica, ya que no puede respirar por sí mismo. La duración de la estancia también ha sido un agravante de la crisis hospitalaria, con una media de ingreso de entre 20 y 25 días.

El número acumulado de pacientes que han estado o están en UCI por coronavirus, es de 10.974. En el momento en el que se publica este programa de Enfermería Visible, según datos del Ministerio de Sanidad, los ingresos de pacientes en las UCI registran su mínimo desde la declaración del estado de alarma. Solo 21 ingresos en España, de los que 10 corresponden a la Comunidad de Madrid y hasta 10 autonomías no ingresan pacientes graves. Ahora Isabel puede respirar más tranquila después de semanas que nunca olvidará.

No te pierdas el testimonio completo de Isabel Pedrosa, que es el de tantas enfermeras que han trabajado al límite de sus capacidades para hacer posible un escenario como el que ahora disfrutamos. Pero ¿habrá servido este esfuerzo para reconocer a la enfermería como verdaderamente se merece?

Si tienes un testimonio sobre el trabajo de la enfermería en estos tiempos de crisis sanitaria escríbenos a enfermeríavisible@enfermeriatv.es

Estás viendo:
El trabajo en una UCI de coronavirus

¡Compártelo!